Como hacer un arreglo de flores de tela para la ocasión

Las flores de tela son el arte perfecto para aquellas personas que les gusta hacer manualidades. Al empezar esta actividad veras que es muy divertido y al mismo tiempo empiezas a darle toques especiales a tu casa, a los bolsos, los zapatos y cualquier cosa que tengas en la casa y quieras decorar de una forma muy original y coqueta. Puedes hacer todo tipo de flores con tan solo tela y no necesitas de otros materiales para que queden muy bien.

La ventaja de los arreglos florales de tela es que, además de lucir muy bonitos, nunca se estropean y requieren de muy poco mantenimiento, en comparación con las flores frescas o de plástico, pudiendo además, personalizarlos a tu gusto.

En caso de que estés falta de ideas, te proponemos unos cuantos arreglos de flores de tela para que te inspires:

Arreglos florales con claveles de tela

Los claveles son muy coloridos e ideales para todo tipo de ocasiones, por lo que podrás lucirlos bien en macetas o bolsas, dando un toque original a tu hogar.

Recuerda comprar follaje artificial, para lograr un efecto todavía más real con tus claveles.

Arreglos florales con tulipanes de tela

Válidos para regalar en el Día de la Madre o en cualquier otra ocasión especial, estos tulipanes mandan un mensaje de alegría al hogar que los acoja.

Puedes combinarlos como en el ejemplo o probar con otros colores jugando con varias telas o incluso atreverte con estampados. En este último caso intenta que vayan todos los tulipanes con un patrón más o menos parecido.

Arreglos florales con girasoles de tela

Al natural ya son unas plantas realmente vistosas, por lo que al diseñarlas con nuestras telas favoritas se convierten en los protagonistas de la habitación donde decidamos hospedarlos. Tanto los pétalos como el centro quedan a tu imaginación, aunque se ha optado por algo sencillo y al mismo tiempo llamativo.

Arreglos florales con calas de tela

Este tipo de flores son utilizadas sobre todo en centros de mesa y otros eventos, debido a su gran tallo y agradable aroma, que permiten aportar presencia allá donde se coloquen.

Su versión en tela no pierde casi ninguna de las anteriores características, poseyendo la ventaja de aguantar temperaturas más extremas y ser de muy fácil cuidado.

Arreglos florales con rosas de tela

Para el final te hemos dejado la flor más clásica; la rosa. A tu elección queda el color, pudiendo optar por el rojo, rosa o blanco, según la ocasión lo demande. Lo cierto es que tanto para centros de mesas como para bodas, bautizos o funerales, este tipo de arreglos florales puede ser una alternativa interesante.

 

¿Buscar hacer un Arreglo sencillo manualmente ?

Hacer las flores de tela es muy fácil de hacer y puedes personalizar cualquier tipo de prenda que tengas en casa.

Es impresionante lo que se puede hacer tan solo con un trozo de tela. Es fantástico porque puedes hacer rosas de tela para decorar esos bolsos viejos que ya no usas y lo mismo puedes hacer con los zapatos.   Puedes usar telas de un solo color o ser un poco más atrevida y usar telas con estampados. Necesitas creatividad y una pistola de pegamento.

Los materiales para hacer estas cosas son sencillos y probablemente los tengas en tu casa: tejidos, aguja e hilo, tijeras de costura, pistola de pegamento, lápices y reglas.

Lo primero que debes hacer es decidir el tamaño de tu flor, de esta forma, el primer paso es elegir la tela y ponerla del ancho y del largo que necesites. 

Luego necesitas cortar tu tejido hasta conseguir una tira.  Luego debes hacer al menos unas puntadas para rematar en lo largo del borde crudo, pero al menos un 1 cm alrededor de su borde. No cortes el hilo cuando llegues al final, pero ve frunciendo la tela poco a poco. Lo que debes hacer con el hilo restante es fijarlo en el mismo lugar. Debes doblarla sobre sí misma y quedará a la mitad del ancho.

Materiales para el arreglo de tela

Es hora de usar la pistola de pegamento, necesitas tan solo una gota que debes colocar en el otro extremo de la tela recogida, exactamente encima de donde hiciste las puntadas para rematar y donde la tela se dobla por la mitad

Seguidamente debes enrollar la tela buscando que el borde doblado dé hacia la parte de arriba y la parte cruda debajo, poco a poco vas pegando mientras vas girando hacia arriba. Debes ir doblando la tira doble mientras la vas enrollando sobre sí misma y claramente debes ir pegando con cuidado de no quemarse los dedos.

La tira debe enrollarse hacia la parte de arriba y deben quedar unos 5 centímetros por la parte izquierda por el lado final. Debes tirar el hilo que quedaba hacia la parte que servirá como base de la rosa y allí debes aplicar un poco de pegamento.

Ya luego viene lo más fácil, recorta la parte sobrante de la rosa y todo listo. Puedes usar la rosa en cualquier pieza que se te ocurre, puedes probar con telas de diferentes colores y pegarlas en un bolso, de esta manera puedes hacer tus propios diseños y sin necesidad de gastar mucho dinero.

Este tipo de manualidad es muy interesante y puedes transformar piezas sencillas en algo mucho más interesante que puedes lucir nuevamente. Incluso puedes aplicar esta técnica para hacer flores más grandes para forros de cojines del sofá o las fundas de las almohadas. Puedes hacer centros de mesa lleno de muchos arreglos de flores de tela y usarlos en cualquier tipo de reunión. Combina los colores y los diseños para que en cada reunión que se haga en los espacios de tu casa luzcan muy llamativos y sofisticados. Seguro sorprendes a todos tus invitados cuando sepan que tú hiciste los arreglos.

Share on FacebookShare on Google+Share on TumblrPin on Pinterest